jueves, 8 de abril de 2010

Atrévete a soñar, atrévete a plantearte objetivos ambiciosos: ¿Quién tiene más chance de triunfar, quién puede más hacer valer sus puntos de vista?



La tecnología avanza y se hace mucho más eficiente en casi todos los campos. Obviamente mucho hemos progresado en cuanto a instrumentación, en cuanto al desarrollo de herramientas cada vez más potentes, seguras, y con mayores posibilidades. Por cierto las mejoras también han sido sustantivas en materia de intercomunicación; hoy día estamos interligados prácticamente con todas las regiones del mundo y con buena parte de la población mundial, y además el desconocimiento del idioma del interlocutor ya no es una barrera infranqueable. En lo que aún estamos poco desarrollados, en lo que aún nos falta adelantar, es en agregar inteligencia en toda esta estructura social y productiva, ya que ese ingrediente actualmente es en muy buena medida proporcionado directamente y casi exclusivamente por los humanos.


El futuro está allí cerca

El futuro pertenece a quienes creen en la belleza y en el contenido de sus sueños…

Atrevámonos a soñar… Atrevámonos a pensar en una sociedad más racional, más justa, más solidaria, más equitativa, donde los recursos y las oportunidades se encuentren mejor distribuidos… Atrevámonos a imaginar nuevos paradigmas sociales que sean sabroso y caliente chocolate para el alma

Claro, bien podría pensarse que el objetivo planteado es una utopía, que es algo que nunca podremos alcanzar y que correrá la misma suerte de las experiencias del socialismo utópico del siglo XIX, porque los egoísmos y las mezquindades de los humanos bien pronto promoverán desvíos indeseables, y construirán también vallas y cercos de todo tipo para que este tipo de experiencias fracasen…

Cierto, los peligros y las dificultades están al acecho…

Pero las personas que tenemos estos sueños de maravilla no debemos perder del todo la esperanza, pues hay una luz en el camino: El Centro de Estudios Joan Bardina y la moneda telemática.






No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada