martes, 13 de julio de 2010

Los cráteres meteóricos ubicados en nuestro planeta, nos recuerdan que hay peligros que pueden venir del cielo: Atención, nos bombardean


ATENCIÓN, PELIGROSO ASTEROIDE TAL VEZ IMPACTARÍA LA TIERRA EN EL AÑO 2014

En artículos anteriores, ya hemos señalado que nuestro planeta muestra marcas de antiguos e importantes choques de meteoritos, que sin duda en su momento provocaron cráteres, alteraron clima, extinguieron fauna y flora, en fin, causaron daño en una u otra forma.


Entre las notas anteriores de la presente bitácora digital que se vinculan con reales colisiones o eventuales colisiones de la Tierra con otros cuerpos, se destacan los escritos que se enumeran seguidamente.

(A) Polémica entre especialistas: Encendida defensa a favor de la “Estrella de la Muerte”
Enlace: http://misteriosdenuestromundo.blogspot.com/2010/03/encendida-defensa-favor-de-la-estrella.html
Fecha de publicación: Martes 9 marzo 2010

(B) Alerta sobre los fenómenos con origen en el espacio exterior: Cráteres meteóricos
Enlace: http://misteriosdenuestromundo.blogspot.com/2010/03/alerta-de-los-peligro-con-origen-en-el.html
Fecha de publicación: Jueves 18 marzo 2010

(C) Alerta al espacio exterior: ¿Chocará el enigmático Apophis con la Tierra?
Enlace: http://misteriosdenuestromundo.blogspot.com/2010/03/chocara-el-enigmatico-apophis-con-la.html
Fecha de publicación: Sábado 20 marzo 2010

(D) Materias pétreas de origen cósmico: Las tektitas australianas
Enlace: http://misteriosdenuestromundo.blogspot.com/2010/04/materias-petreas-de-origen-cosmico-las.html
Fecha de publicación: Jueves 15 abril 2010

(E) Las grandes catástrofes del planeta Tierra: El cráter de Chicxulub, una antigua herida cuya cicatriz aún es visible
Enlace: http://misteriosdenuestromundo.blogspot.com/2010/05/las-grandes-catastrofes-del-universo.html
Fecha de publicación: Viernes 7 mayo 2010

(F) Una pareja muy despareja pero muy bien avenida: La Tierra y la Luna
Enlace: http://misteriosdenuestromundo.blogspot.com/2010/05/una-pareja-muy-despareja-pero-bien.html
Fecha de publicación: Sábado 8 mayo 2010

(G) Sorprendentes e impactantes encuentros en el cosmos: Estos eventos por cierto son poco frecuentes, pero ocurren
Enlace: http://misteriosdenuestromundo.blogspot.com/2010/05/encuentros-en-el-cosmos-estos-eventos.html
Fecha de publicación: Domingo 9 mayo 2010

(H) Señales del pasado: Vestigios de mundos destruidos
Enlace: http://misteriosdenuestromundo.blogspot.com/2010/07/senales-del-pasado-vestigios-de-mundos.html
Fecha de publicación: Jueves 8 julio 2010

Estos fenómenos de tipo apocalíptico o cuasi-apocalíptico, o por lo menos de corte espectacular, afortunadamente son muy poco frecuentes, pero igual, no estamos al abrigo de que algo así pueda producirse en un futuro cercano. Nuestro planeta recibe un bombardeo constante de materia que impacta sobre nuestro mundo, pero nuestra atmósfera nos protege, y los trozos de tamaño significativo que llegan a la superficie terrestre no son tantos, y los que provocan daños de entidad son aún menos numerosos.

Pero igual, la verdad sobrecoge el corazón y alarma, la toma de conciencia de las dimensiones de algunos de los cráteres meteóricos ubicados sobre la superficie terráquea, y peor aún, las descripciones de especialistas de lo que pasó luego de algunas de esas terribles colisiones, seguramente llena de pavor hasta a los más valientes.


Wikipedia es una enciclopedia digital de construcción participativa, y que se destaca por la calidad de la información que maneja y por la ponderación de sus observaciones y de sus comentarios. Así que invitamos al lector inquieto a acceder por ejemplo al artículo de esa enciclopedia titulado "Cráter de la Tierra de Wilkes" así como a otro escrito más sobre este mismo asunto titulado "Big Bang en la Antártida: se encuentra un cráter asesino bajo el hielo". La verdad es que todas estas antiguas mega-catástrofes tienen que hacernos reflexionar.


Al igual que lo sucedido hace algunos años con el asteroide 2002 NT7, ha aparecido en diversos medios una noticia con titulares alarmantes, en torno a las observaciones efectuadas con el temido 2003 QQ47.

Con aproximadamente 1066 metros de diámetro, se plantea en algunas notas de corte sensacionalista, que el planetoide se dirige hacia las cercanías de la Tierra, y que bien "podría impactarla" el 21 de marzo del año 2014.

Cierto es que en el seno de tales artículos, se indica que la probabilidad del efectivo impacto de ese cuerpo contra la Tierra es una en 909.000, pero el grueso de la información periodística gira en torno a los efectos que podría causar un encuentro de tal naturaleza.

Personalmente estimo que notas con tales características tienen un efecto no deseado en la población.

Esta noticia sacada ligeramente de contexto, ya ha desatado las más trágicas predicciones en cadenas de información, como la CNN en Estados Unidos o la BBC de Londres.

Y en esos medios llegaron a asegurar que se produciría un choque con nuestro planeta, de consecuencias fatales o al menos muy graves para la humanidad.

En opinión de quien escribe estas líneas, tal choque no ocurrirá, y sólo habrá un inofensivo acercamiento.

Según investigaciones serias y responsables realizadas por la NASA, el asteroide no colisionará con nuestro planeta. Sin embargo, otras fuentes no descartan del todo la eventualidad de un impacto.

Personalmente estimo, que si bien los asteroides se distribuyen por la totalidad del medio interplanetario (y no todos han sido identificados), los espacios existentes son tan grandes, que aunque puedan darse aproximaciones, los impactos ocurren con frecuencias extremadamente bajas.


FANTASMALES ENIGMAS

Uno de los enigmas más impenetrables, es el planteado por los miles de asteroides que gravitan alrededor del Sol. En 1805, el Doctor Heinrich Wilhelm Olbers se preguntó si estos pequeños cuerpos celestes no serían los vestigios de una explosión planetaria que tal vez se hubiera producido en épocas muy remotas.

De ahí el nombre de "Asteroidía" o "Faetón" o Planeta de Olbers, dado a veces a ese hipotético "planeta fantasma".

Cierto, sus restos mayores son bastante más pequeños que la Luna. Y generalmente no se tratan de esferas, sino de conglomerados de formas irregulares, compuestos fundamentalmente de hierro y rocas. Muchos aspectos todavía se ignoran respecto de estos cuerpos, incluso su origen, aunque bien podría tratarse de residuos de un planeta mayor, o de materiales de un posible planeta que nunca llegó a formarse.

En 1840, los astrónomos solamente conocían cuatro asteroides: Ceres, Pallas, Juno, y Vesta.

Cien años más tarde, todos los nombres de dioses, diosas, y héroes antiguos, de todas las civilizaciones, no hubieran bastado para designar a los pequeños planetas conocidos.

El descubrimiento de múltiples cuerpos celestes, ciertamente se ha visto facilitado por el empleo de la fotografía astronómica.


RUINAS DE UN MUNDO

Aunque pasaron inadvertidos hasta 1801, ya en su tiempo Juan Képler tuvo la intuición que en el Sistema Planetario que él conoció, había una laguna que colmar.

"Ceres", la divinidad tutelar de Sicilia, dio cumplida respuesta a la premonición del gran sabio Képler.

"...intra Martem et Jovem interposui planetam".


Ceres fue un descubrimiento esperado, ya que además de la premonición de Képler, se llenaba un vacío en el orden de distancias al Sol, de acuerdo a cierta regla progresiva y empírica, llamada Ley de Titius Bode, aunque formulada por Christian Wolff en 1741.

La hipótesis más sugestiva acerca de la conformación de estos cuerpos, la que mayores polémicas ha suscitado, es la que sostiene que los planetoides son residuos de un mundo que se pulverizó.

Los astrónomos de EEUU entre los que se destaca el Doctor Gerard Kuiper y sus seguidores, han postulado que tales cuerpos se originaron por el choque de dos planetas en esa zona.

Aunque la cadena de pruebas en este punto es débil, Fred Whipple y otros, plantean que los meteoros y estrellas fugaces, serían algo así como "asteroides bebés", y que a su vez los asteroides, serían los restos sueltos de un planeta que antes estuvo completamente formado.

Ese planeta, afirman, habría tenido aproximadamente el tamaño de Marte. Y se habría hecho pedazos, probablemente por la colisión con otro planeta. Incluso se especula, que bien pudieron entrar en colisión más de dos planetas.


Mediante la famosa hipótesis de la "Nube de polvo", razonablemente se puede explicar la formación de un planeta excéntrico, que cruzara la corriente principal de la nube. En ese caso, la colisión se produciría en poco o en mucho tiempo, pero sería inevitable.

De todos modos, es necesario precisar que en tal caso, la mecánica celeste requiere que todas las órbitas de esa cantidad de cuerpos pequeños, deberían cortarse en un mismo punto, cosa que realmente no sucede.

Por si esto fuera poco, las masas de esos cuerpos son pequeñísimas y sus órbitas muy peculiares, así que esas elucubraciones no parecen probables.

Modernamente se acepta que estos cuerpos menores del Sistema Solar, son residuos de la nebulosa original, cuyos materiales no pudieron condensarse para formar un planeta, debido muy probablemente a la fuerza gravitatoria del cercano y colosal Júpiter.


ACERCAMIENTOS O CHOQUES

No faltan los astrónomos que nos reservan la sorpresa de una vecindad indeseada de algunos de estos cuerpos, como sucedió en el año 1936 con el descubierto por Eugène Joseph Delporte, de tres kilómetros de diámetro, que pasó relativamente cerca de nuestro mundo.

Otro, en 1937, Hermes, de un kilómetro de diámetro, se aproximó peligrosamente, pero por cierto no hubo colisión.

Los choques son muy raros, pero no son imposibles. Estos astros surgen repentinamente de la negrura del espacio, y se pierden en él, luego de un breve y emocionante acercamiento.


CUESTIÓN FUNDAMENTAL

Existen varios programas de observación y búsqueda de cuerpos celestes, que puedan representar una amenaza para nuestro planeta y para la humanidad. Tales programas se refieren a los NEO´s por sus siglas en inglés (Near Earth Object Program), "Objetos Cercanos a la Tierra".

El procedimiento comúnmente empleado para su búsqueda e identificación, consiste en estar observando diversas zonas del cielo para tratar de ubicar a algún asteroide.

Cuando alguno se descubre, se procede a efectuar diversas y detalladas observaciones, a fin de determinar el trayecto con la mayor precisión posible.

Este procedimiento, este protocolo, puede demorar meses o incluso años, para así lograr conocer finalmente el recorrido del cuerpo celeste con gran exactitud.

A partir de las primeras observaciones se establece una órbita preliminar, con el propósito de darle seguimiento. Al transcurrir el tiempo y al acumularse las observaciones, la trayectoria preliminar va siendo ajustada.

Estas primeras indicaciones de situación, constituyen una oportunidad más en donde se hacen predicciones, pero sobre datos muy preliminares.

Personalmente me inclino a opinar que, lo más probable, es que cuando se acumulen más observaciones, quedará claramente establecido que el supuesto choque contra nuestro planeta para el año 2014, no tiene fundamento de especie alguna.


VÍDEOS RELACIONADOS QUE SE SUGIERE DISFRUTAR

1 - Observando el cosmos invisible: El observatorio infrarrojo WISE escaneando la bóveda celeste; los puntos blancos son asteroides, los puntos rojos son objetos cercanos a la Tierra, los puntos verdes son objetos con órbitas cercanas a la de nuestro planeta, y por su parte los puntos amarillos corresponden a cometas


2 - La formación de la Luna

3 - Asteroide 2009 DD45 con órbita cercana a la Tierra

4 - El Asteroide 2009 VA casi choca con la Tierra el 6 noviembre 2009: Falló sólo por 14.000 kilómetros, y fue como si una bala nos hubiera rozado la oreja



CULTUREMAS PARA EL SIGLO XXI, HIPERTEXTOS EDUCATIVOS, SAPIENCIARIO DE DIGIMUNDO

Nota: Para visualizar el presente artículo en la pantalla con una bastante mejor calidad y a mayor velocidad, se sugiere utilizar el navegador Google Chrome. Y si hay problemas de virus informáticos en el computador, se sugiere instalar y utilizar Avast! Antivirus.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada