sábado, 12 de marzo de 2011

Naturalmente no es oro todo lo que reluce, aciertos e inconvenientes de la educación en línea: La seducción de los vendedores de tecnología


"Nicholas Negroponte": «Quizá lo que está sucediendo en nuestras sociedades es que no son tantos los niños incapacitados para aprender, y lo que hay son muchos entornos incapaces de enseñar de lo que necesitamos y creemos. El ordenador puede cambiar radicalmente esta situación, capacitándonos para llegar a los niños con diferentes estilos cognitivos y pedagógicos.» (1995)


"Manuel Castells": «Las tecnologías de información, junto con la habilidad para usarlas y adaptarlas, son el factor crítico para generar y tener en nuestro tiempo, acceso a riquezas, poder, y conocimientos. La presente sociedad sin Internet sería como la era industrial sin electricidad.» (2000)


"Manuel Castells": «La "Era de la Información" es un periodo histórico caracterizado por una revolución tecnológica centrada en las tecnologías digitales de información y comunicación, concomitante, pero no causante, con la emergencia de una estructura social en red, en todos los ámbitos de la actividad humana, y con la interdependencia global de dicha actividad. El citado es un proceso de transformación multidimensional que es a la vez incluyente y excluyente, en función de los valores e intereses dominantes de cada proceso, en cada país y en cada organización social.Y como todo proceso de transformación histórica, la citada "Era de la Información" no determina un curso único de la historia humana. Sus consecuencias y sus características, en gran medida, dependen del poder y de la habilidad de quienes se benefician en cada una de las múltiples opciones que se presentan a la voluntad humana.»


"Giancarlo De Agostini": “Sólo evolucionaremos como seres íntegros y sociales, cambiando continuamente a través del aprendizaje en comunidad”


PRÓLOGO

Seguimos cometiendo los errores del pasado.

Desde la década de los setenta hemos ido adquiriendo, tanto en las escuelas como en las propias universidades, la tecnología que nos venden, como casi milagrosa, para solucionar los desvíos y las ineficiencias de la educación, sin caer en cuenta que hasta ahora no hemos resuelto la mayoría de las numerosas problemáticas que se nos planteaban. Pero igual, insistimos, y seguimos repitiendo esquemas y estrategias.

Adquirimos la tecnología pero no innovamos pedagógicamente, y aún peor, no formamos ni a los docentes ni a los dicentes en el uso de los nuevos medios en el aula, tal vez suponiendo que la cuestión se va a encausar por sí sola.

Y como lo dijo San Agustín de Hipona: "Errar es humano; perseverar el error es diabólico".

¿Hasta cuándo seguiremos esperanzados en que los propios vendedores de tecnología nos resuelvan los problemas educativos?

Recientemente, en la América Hispana, se han realizado varias iniciativas en la incorporación de la tecnología, específicamente ofreciendo computadores para cada estudiante y cada profesor, con el correspondiente acceso a Internet.

Algunas experiencias o proyectos son los siguientes.

Maestros.com (2005) creado para la venta de computadores económicos a maestros, con el objetivo principal de capacitar a los docentes de Ecuador en el uso y la aplicación de las tecnologías de la información, con una intencionalidad pedagógica, a través de la generación de proyectos de aula que integren el uso de TIC's como herramienta para el mejoramiento docente, así como para el aprendizaje por parte del estudiante.

Edufuturo (2004) con apoyo de la Comunidad de Madrid, para dotar de información y de recursos didácticos a las escuelas fiscales de la provincia de Pichincha, para así contribuir con su desarrollo educativo y cultural. Este proyecto contempla la creación de un sistema multimedia interactivo para educación, que está compuesto por: un sitio web informativo y software educativo exclusivo, adecuado a la realidad del Ecuador. Además, el Gobierno de la Provincia de Pichincha dotó a las escuelas de computadoras con conexión a Internet, para garantizar el acceso al sistema, y capacitó a profesores y alumnos para el correcto manejo pedagógico y técnico de estos materiales.

En Ecuador existe otro proyecto ya desarrollado desde el 2004 y ganador de varios premios internacionales en Estocolmo y Kuwait; el "Colegio Virtual Iberoamericano" (CVI.edu.ec) creado por la Fundación UVIA (fuvia.org) junto al especialista Giancarlo De Agostini Solines, el cual ofrece los seis años completos de la Secundaria en línea, totalmente por Internet, con becas completas a estudiantes en vulnerabilidad pedagógica, quienes disponen en todo el país de Infocentros, con acceso gratuito a computadores e Internet.

Por otra parte, entre el 2003 y el 2006 se desarrollaron en Venezuela (consultar: Valarino-2010, Cemborain-2010), dos Plataformas Web de acceso completamente gratuito, para apoyar especialmente a universitarios, tanto profesores como estudiantes. La primera “TesisCenter” sirve de apoyo a cursos para el desarrollo de investigaciones o proyectos a largo plazo, formación de profesores en educación a distancia; y la segunda, “Intercontacto” o la Web del investigador, ayuda a sus miembros investigadores a relacionarse, obtener información, y publicar artículos, novedades y eventos, alrededor del proceso de desarrollo de investigaciones académicas. Ambos sistemas están interconectados.

El Plan CEIBAL del Uruguay reparte a sus estudiantes casi un millón de “NetBooks”, con buenos resultados actualmente y aspectos mejorables, y busca promover la inclusión digital, con el fin de disminuir la brecha digital tanto respecto a otros países, como entre los ciudadanos de Uruguay, de manera de posibilitar un mayor y mejor acceso a la educación y a la cultura.

De igual manera la iniciativa del Ministerio de Educación de Panamá (MEDUCA) contempla el uso de Edubuntu como sistema operativo con equipos computacionales que se distribuyan en los colegios del país a partir de 2011.

En Catalunya resalta el proyecto EduCAT1X1 (2009), el cual aunque haya sido detenido en los actuales momentos (Irene Rigau 2011) contempla como objetivo integrar plenamente las TIC a las aulas y centros educativos en las instituciones de secundaria, con un computador portátil para cada estudiante, transformando las aulas en “aulas digitales” con acceso a Internet, a entornos virtuales con recursos educativos digitalizados.

Todo docente que se dedique a la enseñanza en línea (e-Learning), tanto al dictado de cursos como a la creación de los mismos, nunca debe olvidar revisar una serie de aspectos importantes que deben existir en un curso en línea, casi obligatoriamente, si desea que su asignatura no se convierta en una actividad meramente instrumental o parasitaria.

Debemos formar a los formadores, para formar alumnos independientes, pensantes, que sepan aprender, y la tecnología nos ofrece muchas potencialidades y alternativas, pero por el momento sólo la utilizamos, repito, para lo instrumental y parasitario, y así seguimos invirtiendo y despilfarrando el dinero y el precioso tiempo.


Hemos repetido estos errores desde la década de los 70 con tecnologías del pasado, y lo diabólico es que seguimos con los mismos errores: Fascinación por los medios y la tecnología sin sentido educativo o de aprendizaje.

Y a pesar de todas estas experiencias mejorables del pasado, nos cuesta todavía mucho innovar pedagógica y andragógicamente; pareciera que no estamos preparados para innovar y crear en el ámbito educativo.

Ahora existe un Plan parecido en Argentina, el Programa Conectar Igualdad, dónde habrán entregado hasta finales de este año (2011) dos millones de “NetBooks”: ¡Ojalá aprendan de los errores de otras experiencias, y le hagan caso a San Agustín!

Siempre la innovación tecnológica y sus aplicaciones progresa a pasos gigantes (solo observemos a Google), ofreciéndonos el potencial para una verdadera sociedad de la información, que permitirá, a futuro, la sociedad del conocimiento si sabemos aprovechar inteligentemente toda la infraestructura existente de comunicaciones, que por cierto es solamente el esqueleto; lo que hace a la información y el conocimiento es lo que fluye con inteligencia por esa infraestructura comunicacional y las capacidades que tengamos para aprovechar y procesar; “creo que ellos (Google) están 'dando en la tecla' con el tipo de aplicaciones que hacen falta para poder procesar inteligentemente el gran volumen de contenidos de los que disponemos ya a través de Internet, y que se ha vuelto inmanejable a escala humana” (Goldstein 2009). No olvidemos analizar y estudiar con cautela cualquier nueva tecnología o aplicación de ésta, recordando la trilogía de desarrollo: datos, información, conocimiento.


INTRODUCCIÓN

A continuación describiremos en lenguaje sencillo técnicas, casi en forma de lista con sus respectivos comentarios en categorías de momentos de desarrollo, para la creación o utilización de un curso en línea. No obstante es necesario no olvidar que estas no son (mágicas) suficientes por sí solas; hay que cristalizarlas por medio de recursos tecnológicos (Anexo 1) y estos a su vez utilizarlos inteligentemente para generar una comunicación y aprendizaje efectivos, una cooperación eficiente y una coevaluación honesta, sin olvidarnos de los diversos momentos de evaluación a lo largo de todo el proceso de aprendizaje.

Aprovechemos de los sistemas actuales para producir eventos virtuales en línea, los cuales nos permiten la adaptabilidad a cambios y la optimización casi instantánea de contenidos a estilos y perfiles, contextualizando la enseñanza, y propiciando redes de conocimiento. Recordar como corolario importante que generando mayor participación y cooperación, produciremos lecciones cada vez más inteligentes.


"El profesor o instructor necesita de algunas competencias (conocimiento puesto en práctica) de navegación mínimas y haber estado expuesto a procesos sencillos de enseñanza-aprendizaje en línea para ubicarse con claridad en cada uno de los aspectos que trataré a continuación; un docente que nunca haya experimentado al menos el haber cursado un evento completo en línea comprenderá pero no internalizará con mucha claridad cada una de las descripciones descritas a continuación porque le falta la vivencia, el haber vivido la experiencia. Aprender a través de las contribuciones del otro, de los errores, de la experticia, de los conocimientos de todos, del compartir colaborando, de propósitos y metas comunes e individuales, son de suma importancia".

Describiremos el ANTES o preparación del curso, la PRIMERA semana o módulo inicial del curso, definitivo hacia el éxito del aprendizaje, posteriormente el resto de las actividades de la lección en línea que pueden estar divididas en semanas o módulos con duración específica y finalmente la ÚLTIMA semana o módulo de cierre. Básicamente estamos describiendo con sencillez un sistema: INICIO, DESARROLLO y CIERRE para una asignatura en línea.

Realizaremos toda esta descripción basada en nuestras vivencias de más de siete años en la creación de más de un centenar de cursos, el dictado de los mismos incluyendo sus mejoras y actualizaciones, la formación de docentes en línea a nivel universitario regional y de colegio, pero incluimos también nuestra experiencia en la creación hacia el 2004 del primer colegio (cvi.edu.ec) totalmente desarrollado en línea con, a la presente fecha, 2000 alumnos totalmente becados por merito, con proyección para finales de año en alcanzar los 4000 estudiantes con todos con becas, en situación de vulnerabilidad académica y riesgo pedagógico.


El significado de estas últimas cuatro palabras claves significan en la práctica ofrecer la oportunidad de estudiar los últimos seis años de la secundaria, con las más actuales tecnologías de la informática y la comunicación a jovenes y adultos para así también reducir la brecha digital, además de ofrecer estudios formales de calidad, a los excluidos: aquellos sectores de poblaciones que han sido tradicionalmente desatendidos por el sistema educativo tradicional por razones de lejanía, trabajo, edad, discapacidad, imposibilidad económica, genero, discriminación de cualquier índole y también, de quienes han debido alejarse del medio educativo nacional debido a la migración.

Cada vez es mayor la cantidad de personas jóvenes que se ven forzadas a abandonar los estudios por estar ausentes del país y enfrentarse con ambientes hostiles donde no tienen derecho a reclamar educación del Estado donde residen, ni posibilidades de obtenerla por sus propios medios económicos, bajo la amenaza de la deportación o el encarcelamiento. En este emprendimiento social y educativo nos apoyan principalmente dos fundaciones: CRISFE y REPSOL-YPF.


SISTEMA

Un curso inicia como un breve sistema prototipo para luego seguir su evolución por medio de etapas sucesivas (otros prototipos) de desarrollo; nunca se tiene la intención de una asignatura perfecta realizada al primer intento, caso contrario terminaremos con algo que nadie quizo desde un principio.

Esta estrategia de desarrollo de módulos educativos desarrollados gradualmente con dificultad creciente viene prestado de las ciencias de la computación, allá por la década de los '80, con lo que se etiquetó como “prototyping” o desarrollo de módulos o prototipos cada vez más complejos y cercanos al objetivo final, los cuales son evaluados hasta llegar al deseado por el cliente, en nuestro caso el necesario para el alumno.

Nuestro sistema o caja negra, por lo general, dispone de Entradas, un Desarrollo y sus respectivas Salidas, con un componente de auto evaluación o realimentación (feddback) para sucesivas actualizaciones. Lo graficaremos sencillamente con la siguiente imagen.


Sencillamente, las Entradas son los actores (estudiantes, profesores, diseñadores, pedagogos, etc.) que generan contenido, preferiblemente multimedia, para el Inicio, Desarrollo y Cierre de la lección con materiales, foros, tareas, glosarios, blogs, wikis, entre otros y las respuestas son las Salidas a toda esta actividad, junto a la Realimentación con evaluaciones diversas para ir actualizando todo el sistema. Básicamente el sistema tiene tres momentos: antes del inicio de la lección, durante su desempeño y después del desarrollo de la misma.

Consideraremos a nuestro curso como un sistema sencillo compuesto por módulos de Inicio, de Desarrollo y de Cierre; en la parte inicial se debe captar la atención del alumno interesarlo en el aprendizaje, motivarlo hacia los contenidos y ubicarlo en el área o campo de sus experiencias previas, dentro o fuera del aula, conectándolo a su campo experiencial de vivencias y experiencias.

En la fase de desarrollo iremos introduciendo la materia gradualmente, asegurándonos de los aprendizajes logrados por el alumno con evidencia de estos logros mediante la asimilación de los contenidos en diversas actividades: tareas, discusiones en foros, claridad en debates, desarrollo de proyectos preferiblemente grupales, actividades en equipo dónde se comparte y genera conocimiento, evaluaciones, entre otras.

Finalmente en los módulos finales se evalúan logros de los alumnos y maestros del curso: los estudiantes realizan actividades de análisis y síntesis, integrando estos resultados a la realidad, se extrapolan aplicaciones y se realizan evaluaciones y auto evaluaciones.

Para lograr todo esto existen un gran número de herramientas TIC (ICT tools) de tipo WEB2 como glosarios interactivos, BLOGs, WIKIs y otras más comunes, ya implementadas dentro de la m,ayoría de plataformas generadoras de cursos en línea a utilizar para toda la implementación del proceso de enseñanza-aprendizaje en línea (ver en anexos).

ANTES de Iniciar el curso

Para los preparativos de inicio al curso debemos asegurarnos que el sistema gestor de cursos en línea o plataforma funcione sin problemas, disponga de una fácil navegabilidad, contenga un buen número de herramientas, suficiente para poder diseñar nuestros contenidos con interactividad y asegurarnos de cómo crear, editar, modificar secuencias y utilizar las diversas herramientas para desarrollar actividades participativas e interesantes. Para poder enriquecer los cursos con actividades multimedia es necesario asegurarnos también que la Plataforma apoye idoneamente cualquier recurso multimedia diseñado. Es importante conocer “a fondo” la plataforma con todas sus bondades y así estar en capacidad de guiar sin dificultad todo el proceso de enseñanza-aprendizaje, de motivar diariamente a los alumnos a generar conocimiento individualmente y en equipo generando foros interactivos y colaborativos, entre otros recursos. No apoyamos los cursos por Internet en los cuales la única actividad del estudiante es bajar documentos para leerlos y posteriormente llenar una hoja de “examen” o prueba corta (quiz).

Los cursos en línea deben ser altamente participativos con todos sus actores, aprovechando al máximo de la tecnología; sin duda que este tipo de actividades colaborativas requerirán de estudiantes y profesores mucho más tiempo que un buen curso presencial.

Dentro del mantenimiento del curso es indispensable revisar que funcionen todos los vínculos a lecturas y recursos, foros, encuestas, vídeos, evaluaciones y contenidos multimedia actualizados con títulos y todas sus citas profesionalmente escritas (sugerimos el sistema APA), incluyendo notas, noticias, etiquetas, fechas, entre otros. No olvidemos actualizar vínculos que han cambiado direcciones, eliminar los ya inexistentes y poner al día los vínculos con información algo antigua, recordando que no hay algo peor que un vínculo desaparecido ya que nos proyecta la imagen de un sitio “obsoleto”, así este no lo sea. Todo esto en relación a los aspectos técnicos; no olviden actualizar con un buen antivirus sus equipos y pedir apoyo a los técnicos, siempre que la necesiten, en cualquier aspecto del manejo de la Plataforma.


INICIO

Es necesario que al inicio del curso los profesores se presenten por medio de un vídeo o fotografía describiendo sus experiencias y presentando brevemente los contenidos del curso.

A través de otros recursos también se deben presentar los objetivos del mismo y su contenido. Por medio de foros hay que describir la utilidad del mismo, permitir preguntas y respuestas motivando al alumno hacia la necesidad de conocer y dominar sus contenidos. No olviden enviar un correo (e-Mail) de bienvenida junto a normas del curso y de etiqueta (netiquette) en el comportamiento y otras sobre el uso de la plataforma. Anime a sus estudiantes a compartir experiencias sencillas y a comunicarse entre ellos.

No olvidemos en introducir en este módulo inicial uno o más foros “rompe hielo” o “tomemos un cafecito” o “café tertulia” (cualquier nombre es válido) en el cual tanto participantes como profesores se presentan informalmente y humanamente, se cuentan lo que hicieron el fin de semana o discuten una noticia o de la temática actual, distinta a los contenidos de la asignatura. También se pueden publicar chistes o anécdotas personales respetuosos, de esta forma el participante se adapta rápidamente al uso de la plataforma. Conviene también ofrecer como recurso para descargar el manual del usuario, incluyendo horarios diversos y contactos de asistencia técnica.

Normalmente las plataformas mantienen toda la información del perfil de los alumnos, pero si este no fuera el caso preparen una hoja de cálculo con todos los datos del estudiante. Conozca a sus estudiantes. Abra el curso una semana antes para que los alumnos se familiaricen con la plataforma y el curso, reduciendo así la ansiedad que pudiera generar temos o malestar. Manténgase en contacto con sus estudiantes, especialmente los que no aparecen o entregan actividades a tiempo. Hágales sentir que siempre está presente y pendiente de ellos, manteniendo una comunicación diaria; nunca deje pasar más de 24 horas para atenderlos, responder inquietudes o corregir actividades, tareas y evaluaciones. Tanto los alumnos como los profesores deben ingresar a la plataforma todos los días. Vigilen las discusiones y debates diariamente para apoyar, pedir aclaración o reforzar ideas o conceptos, e intervenir apropiadamente para evitar discusiones infructuosas o negativas antes que sea demasiado tarde.

Recuerden incluir un calendario visible dentro de la plataforma (normalmente ya se encuentra incorporado) con todas las actividades y fechas de entrega, especialmente si se está trabajando grupalmente. Claramente publiquen las condiciones del curso en función de entrega de tareas, número de publicaciones en los foros y calidad de las mismas, exigiéndoles profundidad en sus publicaciones, participación, pensamiento crítico, análisis y síntesis, según sea el caso de la actividad.

Son indispensables también recursos tipo foro o charla (chat) para hacerle preguntas al profesor y activar horas de oficina síncronas (chat o vídeo conferencia) para los alumnos, anunciándolas visiblemente. El estudiante distante pero sin distancias debe sentirse desde el inicio que pertenece empáticamente a una comunidad de colegas con ganas de aprender y compartir, en nuestro caso una comunidad del conocimiento. Si le es posible de vez en cuando haga llamadas a sus estudiantes y déjeles saber que está pendientes de ellos.

Un recurso tipo Diario es también útil incorporarlo en este primer módulo de inicio para la comunicación personal entre maestro y alumno, así el profesor tendrá una directa y personal comunicación con su pupilo, le hará un seguimiento bastante personalizado y como resultado una mejor y más completa evaluación. También es muy oportuno describir las políticas del curso sobre participación, número de publicaciones, retraso en las entregas, honestidad, etc.

Normalmente todas estas actividades participativas e informativas se realizan durante la primera semana del curso o módulo inicial, así los estudiantes se ambientan a la asignatura, al profesor y a sus compañeros. Varias de estas actividades se mantienen activas para constante revisión, consulta y trabajo de los alumnos durante la duración del resto de las actividades y semanas. La mayoría de estas actividades las observamos en el ejemplo presentado a continuación.


Actividades iniciales

Existen actividades de lectura y participación tanto individuales como grupales y colaborativas, dónde los participantes publican sus aportes pero también ofrecen su opinión constructiva sobre los trabajos de los demás. El instructor debe inducir siempre hacia la participación, así además de fomentar el aprendizaje colaborativo genera una gran empatía entre los alumnos, fomentando la participación entre pares y realizando un fuerte acompañamiento y seguimiento.

Para un buen INICIO es necesario tener presente algunas consideraciones pedagógicas. Recordemos qué los primeros minutos de una lección por computador o de cualquier experiencia educativa en línea determina en gran parte el resultado final de la misma, debido a fenómenos que influyen en la percepción del estudiante. Lo que una persona percibe está determinado en gran parte por la presentación que tenga al recibir el estímulo inicial. Esto es una gran realidad; se dice que la primera impresión vale mucho. Así, el inicio a la experiencia de apertura de un proceso de enseñanza-aprendizaje cualquiera es crucial para el éxito del mismo. Este debe ser de calidad, impactante, interesante y emocionante. La preparación hacia la percepción de un inicio estimulante la vamos a considerar principalmente desde dos puntos de vista: el psicológico y el de la comunicación.

Aspecto psicológico

El clima psicológico es importante durante toda la lección, pero es muy importante en los primeros minutos de la misma. Para preparar la percepción del estudiante es indispensable lograr un clima psicológico de confianza y seguridad. La relación afectiva de aceptación o de rechazo entre el estudiante y la lección es un factor que condiciona el ambiente de la interacción hombre-máquina. Una interacción de mucho cuidado en su preparación porque estamos involucrando un elemento inanimado, el computador, el cual utilizaremos inteligentemente para darle “vida” a la lección.

El logro de una buena relación afectiva estudiante-lección se facilita cuando el diseñador conoce las necesidades y los valores de los estudiantes además de su perfíl, y utiliza éste conocimiento para desarrollar el interés y la curiosidad de sus alumnos. Los primeros minutos de una lección deben hacer que el estudiante se sienta motivado a poner atención y a participar en la experiencia que va a vivir.

Durante el inicio mismo de la lección por computador el diseñador dispone de varios recursos que pueden ayudar a lograr en sus estudiantes una actitud activa, afectiva y de interés. Entre los recursos de la lección están:

• Tener ésta (la lección) una actitud positiva hacia los estudiantes y exteriorizar esa actitud, registrándola en el contenido de la lección.
• Enunciar clara y oportunamente los objetivos de aprendizaje de la lección.
• Suscitar interés en el aprendizaje planificado, mostrándose accesible a través de la lección y evitando tomar medidas paternalistas.
• Capturar y dirigir la atención del estudiante hacia el aprendizaje.
• Analizar la interacción del estudiante para identificar aquellas acciones u omisiones que puedan ser interpretadas negativamente.
• Nunca recurrir a la violencia psicológica o al sarcasmo.

Un buen clima psicológico permite al estudiante estar listo para (1) recibir el mensaje, (2) procesar ese mensaje y (3) elaborar su propia respuesta constructivamente, de forma individual o grupalmente. Estos son tres de los pasos que forman parte de la preparación y del proceso para una comunicación efectiva.

Aspecto de la comunicación

Creado un buen clima psicológico, el estudiante está dispuesto y preparado para participar en el proceso de la comunicación.

La comunicación es posible en la medida en que los que se comunican tienen propósitos, premisas y experiencia similares. La preparación hacia la comunicación se produce recurriendo al campo experiencial del estudiante (sus experiencias previas) y tratando de crear en él una actitud positiva (motivación) hacia el objetivo del aprendizaje en colaboración.

Se recurre al campo experiencial del estudiante para motivarlo hacia el aprendizaje identificando un área conocida por él mismo para partir de ahí. Entre los recursos que puede utilizar el profesor para hacer esta identificación están:

1. Mencionar hechos de actualidad, de conocimiento general.
2. Describir una situación real o hipotética.
3. Comparar la situación o el material nuevo con alguna experiencia familiar para los estudiantes.
4. Presentar un problema que tenga sentido para los estudiantes.
5. Presentar un material que suscite dudas, preguntas, deseo de información, o que tenga que ser completado.
6. Hacer o solicitar un resumen o referencia a situaciones anteriores cuando la lección es parte de una secuencia.
7. Permitir que el estudiante recurra a otros materiales escritos y audiovisuales, tales como diapositivas, láminas, películas, e incluso su propia experiencia.


DESARROLLO

Esta es la parte de mayor complejidad de nuestro sistema: Nuestra lección VIRTUAL.

Antes de comenzar, el diseñador de la lección en línea, debe estar bien seguro de conocer toda la parte instrumental de los recursos de la Plataforma de cursos en línea utilizada, para así decidir con seguridad y justificar cuáles utilizar. Luego pasará a la parte de Planificación. Enfatizamos que el creador de una lección en línea hoy es normalmente un Equipo interdisciplinario de personas: expertos en contenido, diseñadores pedagógicos y de multimedia, programadores, administradores WEB, entre otros.

Toda actividad, desde la construcción de una vivienda hasta la preparación de una lección debe planificarse con precisión; éste es un proceso “ingenieril” y sistémico, donde se describen y documentan en detalle, de lo general a lo específico, todos los pasos para el diseño de una lección completa y exitosa, donde cada acción se ha pensado y justificado debidamente. Todas estas actividades deben planificarse para generar el éxito en el alumno, hacia su propio aprendizaje. Hacia esto, podemos hacernos las siguientes preguntas de básicas: ¿Qué deseo que aprenda? ¿Qué mensaje deseo transmitirle? ¿Cómo puedo evidenciar y estar seguro del aprendizaje del alumno? ¿Me siento satisfecho con mi facilitación en este evento virtual que acabo de ejecutar? ¿Mis estudiantes también lo están? entre otras.

Las lecciones no siempre se planifican o actualizan, por lo tanto es muy común encontrar los siguientes tipos de lecciones:

1. Lecciones planificadas en el pasado que continúan utilizándose, sin actualización.

2. Lecciones improvisadas, desprovistas de cualquier tipo de planificación.

3. Lecciones que solamente enfatizan el contenido, olvidándose del proceso.

4. Lecciones muy buenas que no verifican sí logran aprendizaje y por lo tanto los diseñadores (docentes) no conocen la bondad de los métodos que utilizan.

5. Diseñadores de lecciones que planifican, pero no saben si los problemas que encuentran en el proceso de enseñanza–aprendizaje se deben a deficiencias en la planificación o a la falta de habilidad en la ejecución.

6. Diseñadores que en ocasiones logran que sus estudiantes se sientan muy motivados en las lecciones, sin estar éstas preparadas para mantener la atención de los mismos durante el resto del proceso de enseñanza-aprendizaje.

Existen en la mayoría de estos casos una ruptura entre lo que se quiere lograr, lo que se logra, lo que se hace para lograrlo y cómo se evalúa lo que se logró (el aprendizaje).

Es necesario que el profesor–diseñador de lecciones, que desee lograr aprendizaje, se pregunte al menos lo siguiente al momento de planificar la lección:

¿Qué aprendizaje se va a lograr?
¿Qué se va a hacer para lograrlo?
¿Cómo saber si se logró?


Dentro de la planificación de la lección en línea el docente debe tener muy presente ciertas técnicas metodológicas “de siempre” para incorporar en su lección; algunas son (solo las dos primeras se tratan en este documento):

1. Planificación de la lección,
2. Inicio y Cierre,
3. Desarrollo de Conceptos,
4. Uso de Ejemplos,
5. Formulación de Preguntas,
6. Procesamiento de las Respuestas,
7. Resolución de Problemas,
8. Preparación del material, entre otras.

Las técnicas para elaborar lecciones por computador se aplican con la función de dinamizar los cursos y efectivizar la planificación de éstos y así preparar el análisis de su ejecución-evaluación, para beneficio de los alumnos y eficiencia de las actividades en línea de la asignatura.

PLANIFICACIÓN

Esta actividad crucial en la preparación de una lección en línea comprende al menos los siguientes pasos:

1. Elección de un aprendizaje a lograr.
2. Determinación de la acción inequívoca y observable mediante la cual el estudiante demostrará que ha logrado el aprendizaje (objetivo) o lista de competencias a alcanzar.
3. Selección de las actividades que el estudiante y la lección llevará a cabo para lograr el aprendizaje (del estudiante).
4. Escogencia de las ideas principales o contenido necesario para el logro del aprendizaje.
5. Evaluación por medio de la cual se verificará si se ha logrado el aprendizaje en cuestión.

Una planificación adecuada debería estar caracterizada por la ejecución de las actividades a través del contenido y de la evaluación imprescindible, a fin de lograr apropiadamente la meta propuesta.


EJECUCIÓN

Esta etapa es la puesta en marcha del plan elaborado. Incluye una motivación para el aprendizaje, un desarrollo del proceso del mismo y un cierre, de tal manera que se haga del aprendizaje un proceso integrado.

Durante la ejecución, el profesor utiliza las técnicas metodológicas y herramientas tecnológicas que considere necesarias para llevar al estudiante a “aprender a aprender”, esencialmente a través de las técnicas de formulación de la pregunta y el proceso de las respuestas de los estudiantes, trabajando activamente en todos los eventos virtuales.

EVALUACIÓN

Este es un proceso continuo y conexo por medio del cual el profesor verifica el aprendizaje del estudiante con elementos verificables, acompañándolo paso a paso, pero también debe servir como proceso autoevaluativo para el docente, recordandole que siempre que planifique una lección en línea esta se perfecciona con la práctica de todos los días.

Es necesario que el maestro en línea realice esta actividad de Planificación de Lección siempre que tenga que preparar un módulo de aprendizaje para la Web; la puede ir perfeccionando en cada nueva oportunidad dictada y recuerde que con la práctica desarrollará lecciones mejor planificadas.

Así pues, es recomendable que el profesor que desee lograr en sus alumnos cualquier tipo de aprendizaje al menos se pregunte:

¿Qué pretendo lograr?
¿Para qué? ¿Por qué?
¿Cómo voy a lograr lo que quiero?
¿Cómo sé si se logró?

Simplemente, para un buen comienzo en su planificación desarrolle inicialmente, con sus propias palabras, los cuatro puntos que se enuncian a continuación:

1. Aprendizaje que quiero lograr en el estudiante, a través de la lección para la Web,

2. Objetivo(s) de Aprendizaje (lo que va a hacer el estudiante para demostrar que logró ese aprendizaje),

3. Ideas Principales necesarias para lograr ese aprendizaje,

4. Actividades de Aprendizaje:
4.1 Lo que va a hacer el estudiante para aprender.
4.2 Lo que va a hacer la lección para guiar el proceso de aprendizaje.
4.3 Lo que hará la lección para verificar todos los logros.

5. Mentes a la obra.

CIERRE

Toda persona tiene la tendencia a completar ideas y formar “todos lógicos”. El aprendizaje se facilita con la organización de las experiencias en “todos” relacionados. Todo proceso debe poseer un inicio y un final, evidenciando una estrecha relación entre ambos.

El aprendizaje es un proceso, o más exactamente, un conjunto de procesos que tienen un principio y un fin. Durante el desarrollo de un acto de aprendizaje intervienen varios procesos diferentes que es posible analizarlos y descomponerlos en fases, cada una de las cuales realiza un tipo diferente de actividades. Dichos procesos pueden ocurrir en secuencia, pero también dos o más de ellos ocurren en forma simultánea. (Gagne 1987)

La fase que se analizará en ésta sección corresponde a la última, es decir al cierre. Sin embargo el cierre está muy relacionado con el inicio, pues en éste se plantearon los objetivos que se desearon lograr durante el proceso de enseñanza-aprendizaje, por lo tanto, el cierre constituye la evaluación de los objetivos propuestos y los contenidos relevantes del tema en cuestión.

Es importante durante este período de “cierre” que se le dé la realimentación adecuada al sujeto para que este conozca si su desempeño estuvo correcto o en qué se equivocó, por ejemplo, pueden hacerles preguntas a los aprendices sobre su comprensión del material y el interés que les despierta, si recibieron suficiente realimentación durante su aprendizaje, y si piensan que los ejemplos y ejercicios de práctica fueron apropiados.

Otro aspecto importante de esta técnica es que la lección propicie un “cierre” para que el alumno, luego de todo el proceso de enseñanza-aprendizaje, llegue (él) a una conclusión de los objetivos planteados durante la fase del inicio a través de resúmenes de las ideas principales, indicando relaciones entre las ideas y examinando posibles aplicaciones prácticas a lo aprendido. La lección preparada por el profesor-autor puede presentar ejercicios de complemento para que el alumno sea quien llegue a la conclusión.

Luego de realizar todas las actividades anteriormente expuestas, el docente debe relacionar el contenido del tema con el siguiente para así asociarlo al contenido de la próxima lección generando en el alumno una expectativa de lo que próximamente aprenderá, propiciando una motivación favorable a la siguiente lección.

El rendimiento del sujeto puede apreciarse de una manera más formal, posteriormente a través de un examen con la finalidad de evaluar el aprendizaje de los varios objetivos.

Obviamente, los resultados con todo este tipo de evaluación constituyen una rica fuente de información para el proceso de revisión. Se abre la posibilidad de sustituir las porciones que no generan el aprendizaje deseado; se mejoran las partes aburridas para aumentar su interés; hay oportunidad de revisar los exámenes y otros medios utilizados para la evaluación del aprendizaje e incluir reactivos que posean mayor validez de contenido y específicamente, se puede revisar y modificar el conjunto global de materiales.

Visto como un todo, cada problema o punto tratado en una lección en línea puede descomponerse en tres grandes etapas: en la primera se plantea la situación, en la segunda se procesa la situación planteada, y en la tercera se regresa a la situación inicial para elaborar una conclusión, mostrando el logro de los objetivos propuestos.

Esta última etapa es la que constituye “el cierre” de la lección.

En el cierre, que se realiza al final de una lección, pueden distinguirse dos partes, la VERIFICACIÓN y la CONCLUSIÓN:

La verificación realizada a través de la lección por computador, debe evidenciar que el estudiante haya resuelto su duda y haya logrado un aprendizaje. Esta se puede realizar con las siguientes actividades preferiblemente realizadas por el alumno:

1. Enumerando los puntos discutidos.
2. Indicando las relaciones entre los puntos discutidos.
3. Indicando algunas aplicaciones prácticas del punto tratado.

La conclusión sobre el punto tratado al final del módulo de aprendizaje puede realizarse de la siguiente forma:

1. Reconociendo (alumno) el punto tratado como inicio de una nuevo aprendizaje.
2. Emitiendo alguna opinión personal sobre el punto tratado.

NOTA: toda la conclusión, para que sea de provecho para el estudiante, debe realizarla él mismo.

Si bien el orden de estas dos actividades puede ayudar al estudiante a realizar una excelente conclusión propia y personalizada, estas dos partes pueden realizarse en forma intercalada o simultánea, pero es muy importante que en todo cierre las dos estén presentes.

Para finalizar, después de haber realizado todas las actividades de la asignatura, se dispone de varios recursos de evaluación tanto para el alumno como para el docente y el curso, incluyendo la Plataforma, por medio de encuestas, cuestionarios, tareas, foros, exámenes, entre otros. Se busca tener certeza que el estudiante adquirió los conocimientos, disponiendo de evidencias que domina lo aprendido mediante actividades de análisis y síntesis. Recuerden en todo momento sólo incluir actividades cuando se necesiten, siempre justificándolas andragógicamente.

También se desea saber cómo actuó el Profesor, si atendió al alumno, si estuvo claro en sus explicaciones y aclaraciones, si el material fue entendible y de justa medida en el tiempo, si la presentación fue gradualmente creciendo en dificultad, además de evaluar la facilidad de uso de la Plataforma y su navegabilidad.

Dentro de lo posible es oportuno publicar los cursos y sus contenidos bajo licencia internacionalmente aceptada de “creative commons” tipo C2, para compartir los conocimientos, citando al autor, no comercializando la copia y dejándola intacta.

Esta licencia se ilustra con el siguiente logo y se aplica al presente escrito:



Y para finalizar, la definición de lo que significa para nosotros el "aprendizaje en línea" o "enseñaje": Una educación a distancia, con el apoyo de las TICs.

“La educación virtual a distancia o el aprendizaje en línea (e-Learning), es un proceso de enseñanza-aprendizaje colaborativo entre alumnos y maestros, basado en trabajos colectivos e individuales, esencialmente con actividades motivadoras y participativas asíncronas, mediado por las nuevas tecnologías de la información y la comunicación (nTICs) con apoyo de recursos interactivos (WEB2), síncronos y asíncronos, con contenidos multimedia activos, para así crear una comunidad incluyente de aprendizaje y socio-crítica (red social), que genera compromiso y conocimiento constructivamente en la diversidad”.

ANEXOS

RECURSOS (de una plataforma)

1. FOROS,
2. GLOSARIO,
3. TAREA,
4. CHARLA (chat),
5. ETIQUETA,
6. LECCIÓN,
7. LIBRO,
8. EVALUACIÓN,
9. ENCUESTA,
10. CALENDARIO,
11. MULTIMEDIA y FORMULAS,
12. RECURSOS y ENLACES,
13. BASE de DATOS,
14. DIRECTORIO,
15. LIBRO,
16. CUESTIONARIO,
17. TALLER,
18. RECURSOS de Lectura,
19. VIDEO CONFERENCIA (Web Meeting – DimDim),
20. WIKI,
21. GIFT, SCORM, LAMS, contedido IMS, entre otros.

BIBLIOGRAFÍA

CEPAL (2008), «La sociedad de la información en América Latina y el Caribe: Desarrollo de las tecnologías y tecnologías para el desarrollo», Santiago, Chile.
http://www.oei.es/tic/cepal.pdf

CEMBORAIN, M. S. (2010). «Intercontacto».
http://www.intercontacto.net

DE AGOSTINI, G. (2005). Programas de postgrado en especialización superior en docencia virtual y maestría en sistemas de educación virtuales. Universidad Andina Simón Bolívar (UASB). Quito, Ecuador.

DE AGOSTINI, G. (2008). «Special Mention for Excellence in the Use of Information Technology to the “Online CVI” - Colegio Virtual Iberoamericano». Education Category. Stockholm Challenge 2008. Sweden.
http://event.stockholmchallenge.org/project/2008/Education/Totally-ON-LINE-IBEROAMERICAN-VIRTUAL-HIGH-SCHOOL

DE AGOSTINI, G. (2009). «Japanese Award for Most Innovative Development Project to “Colegio Virtual Iberoamericano”». GDN 2008 Competition. Kuwait.
http://cloud1.gdnet.org/cms.php?id=awards_and_medals_competition_2008

DE AGOSTINI, G. (2010). «Totally online High School for People at educational Risk». Field Actions Science Reports. Vol. 4. Institut Veolia, France.
http://factsreports.revues.org/

DENISE C. (2010). La incorporación de las Tecnologías de Información y Comunicación (TICs) en el plano escolar y familiar: Analizando el impacto del Plan Ceibal en las familias de niños/as montevideanos de NSE medio y bajo. CEIBAL. Montevideo, Uruguay.

EduCAT 1X1 (2009). «Proyecto eduCAT 1X1». Cataluña. http://www20.gencat.cat/portal/site/msi-dgac/menuitem.e045213d896fc73484276c10b0c0e1a0/?vgnextoid=641f8f93b8bea210VgnVCM1000008d0c1e0aRCRD&vgnextchannel=641f8f93b8bea210VgnVCM1000008d0c1e0aRCRD&vgnextfmt=default

GOLDSTEIN, R. L. (2009) «El Civismo Digital en América Latina: Estrategia para la Transición hacia un Gobierno Electrónico centrado en el Ciudadano y sus Derechos, y orientado al Desarrollo Integral de la Sociedad». CLAD Forum. Ibero-American Forum on Strategies for the implementation of the Inter American Charter on Electronic Government, Consejo Latinoamericano de Administración y Desarrollo (CLAD), Margarita, Venezuela.

KAPLÚN, M. (1998). «Procesos educativos y canales de comunicación». Comunicar Núm.11.
http://redalyc.uaemex.mx/redalyc/pdf/158/15801125.pdf

MARTÍNEZ, A. L.,DÍAZ, D. ALONSO, S. (2009).Primer informe nacional de monitoreo y evaluación de impacto social del Plan Ceibal, 2009: Área de Monitoreo y Evaluación de Impacto Social del Plan Ceibal. Montevideo.

MARTÍNEZ, A. L., ALONSO, S., DÍAZ, D. (2009). «Monitoreo y evaluación de impacto social del Plan CEIBAL. Metodología y primeros resultados a nivel nacional.»
http://www.ceibal.org.uy/docs/presentacion_impacto_social221209.pdf

MEDUCA. (2011). «Edubuntu en el MENDUCA a partir del 2011.»
http://www.cidetys.org.pa/es/component/content/article/92-catalogo-de-software-libre-para-la-educacion-

NACIONES UNIDAS (2010). «Objetivos de Desarrollo del Milenio Informe 2010». New York.
http://www.un.org/es/comun/docs/?path=/spanish/millenniumgoals/pdf/MDG_Report_2010_SP.pdf

PLAN CEIBAL (2009). «Evaluación del Plan Ceibal.»
http://www.ceibal.org.uy/index.php?option=com_content&view=article&id=165&Itemid=58

PROGRAMA CONECTAR IGUALDAD (2010). «Programa Conectar Igualdad». Argentina.
http://www.conectarigualdad.gob.ar/

FRANCA, R., FUZATTI, M., GONZÁLEZ, G. (2010). El profesor como actor del cambio ante los retos digitales. Capacitación y su compromiso con el docente: Una escuela para el futuro. CITS, Plan CEIBAL. Montevideo, Uruguay.

ROVIRA, S. (2010). «El Impacto Económico de las TICs.» IV Taller sobre la Medición de la Sociedad de la Información en América Latina, DDPE- CEPAL.
http://www.cepal.org/socinfo/noticias/noticias/1/32701/Presentacion_CEPAL_Sebastian_Rovira.pdf

VALARINO, E. (2010). Tesiscenter.
http://www.tesiscenter.com

VALLES, M. S. (2000). Técnicas cualitativas de investigación social. Reflexión
metodológica y práctica; ED. Síntesis S.A.; España.

VÁZQUEZ, T.; «El Plan Ceibal es una revolución irreversible en Uruguay.»
http://www.presidencia.gub.uy/_Web/noticias/2009/09/2009091509.htm

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada